Skip Navigation U.S. Department of Health and Human Services www.hhs.gov
Agency for Healthcare Research Quality www.ahrq.gov
Archive print banner

Nuevo estudio muestra que los pacientes que toman bloqueadores beta antes de una operación de desvío coronario tienen mejores resultados

This information is for reference purposes only. It was current when produced and may now be outdated. Archive material is no longer maintained, and some links may not work. Persons with disabilities having difficulty accessing this information should contact us at: https://info.ahrq.gov. Let us know the nature of the problem, the Web address of what you want, and your contact information.

Please go to www.ahrq.gov for current information.

Fecha: 30 de abril de 2002

Los pacientes que toman bloqueadores beta (drogas para disminuir el ritmo del corazón y reducir las contracciones del músculo cardíaco) antes de una operación de desvío coronario parecen tener más probabilidades de supervivencia y menos complicaciones durante y después del procedimiento, según un estudio de la Agency for Healthcare Research and Quality (AHRQ). Los investigadores indican que cada año podrían salvarse hasta mil vidas dando bloqueadores beta a los pacientes.

El estudio, el primero que examina los resultados del uso del bloqueador beta antes de la operación de desvío coronario, fue realizado por investigadores de la Society of Thoracic Surgeons (Sociedad de Cirujanos del Tórax) y del Duke Clinical Research Institute (Instituto de Investigación Clínica Duke) y se publicará en el número del 1 de mayo de 2002 de la Journal of the American Medical Association (JAMA).

Los pacientes que recibieron una terapia de bloqueadores beta antes de una operación de desvío coronario tuvieron índices menores de fallecimiento en el hospital y fuera del hospital en un lapso de 30 días a partir de la fecha de la intervención quirúrgica, que los que no recibieron la terapia, 2,8 por ciento frente a 3,4 por ciento, respectivamente. Esta modesta ventaja de supervivencia se mantuvo después de ajustar múltiples factores de riesgo preoperativo como la diabetes y la edad. El uso de bloqueadores beta también mejoró los resultados en pacientes para los que esta terapia se considera riesgosa. Estos son pacientes con insuficiencia cardíaca, edad avanzada, enfermedad pulmonar subyacente y diabetes. Además, el uso de bloqueadores beta redujo la incidencia de complicaciones mayores, como apoplejía, insuficiencia renal y duración extendida de la ventilación.

Aunque la operación de desvío coronario es una de las intervenciones quirúrgicas más comunes en Norteamérica, sólo un 60 por ciento de los pacientes tomaron un bloqueador beta en el momento de la operación, según investigadores. Los investigadores creen que los resultados de este estudio deben incrementar el grado de conocimiento de los especialistas en cuidado cardiovascular sobre los posibles beneficios de los bloqueadores beta en pacientes con enfermedad cardiovascular médica y quirúrgica. Además de un mayor uso de estas drogas, los investigadores sugieren que este terapia preoperativa con drogas tiene el potencial de convertirse en un indicador nuevo y útil para la evaluación del mejoramiento de la calidad en la operación de desvío coronario.

Estos hallazgos en los efectos del uso de bloqueadores beta en la operación de desvío coronario coinciden con los que se han identificado con anterioridad para los bloqueadores beta cuando se usan antes de operaciones no cardíacas o en intervenciones coronarias percutáneas (para restaurar el flujo normal de sangre a arterias cardíacas con estrechamiento producido por placas).

Usando para su estudio un enfoque basado en la observación, los investigadores entraron en la Base de Datos Nacional de Operaciones Cardíacas en Adultos de la Society of Thoracic Surgeons para evaluar el uso de bloqueadores beta y resultados de salud entre 629.877 pacientes sometidos a operaciones de desvío coronario entre 1996 y 1999 en 497 hospitales de los Estados Unidos y Canadá. El artículo de la JAMA se titula: "Preoperative B-Blocker Use and Mortality and Morbidity Following CABG Surgery in North America" ("Uso preoperativo del bloqueador B y mortalidad y morbilidad tras operación de desvío coronario en Norteamérica"), y sus autores son T. Bruce Ferguson, Jr., M.D.; Laura P. Coombs, Ph.D., y Eric D. Peterson, M.D., M.P.H.

Nota a Editores: Para información adicional y solicitudes para entrevistas con el doctor Ferguson, llame a Leslie Capo al (504) 568-4806 o a Karen Migdail al (301) 427-1863.

El doctor Ferguson y los demás autores del estudio también tienen un artículo, "IMA Grafting in the Elderly Patient Undergoing CABG: Room for Process Improvement" ("Injerto en IMA en pacientes de edad avanzada sometidos a operación de desvío coronario: un margen para el mejoramiento del proceso"), en el número de mayo de 2002 de la Journal of Thoracic and Cardiovascular Surgery.

Para mas información, comuníquese con AHRQ Public Affairs, (301) 427-1364.


 

The information on this page is archived and provided for reference purposes only.

 

AHRQ Advancing Excellence in Health Care