Skip Navigation U.S. Department of Health and Human Services www.hhs.gov
Agency for Healthcare Research Quality www.ahrq.gov
Archive print banner

Grupo Especial recomienda exámenes regulares de detección de cáncer uterino, pero apoya pruebas menos frecuentes para ciertos casos

This information is for reference purposes only. It was current when produced and may now be outdated. Archive material is no longer maintained, and some links may not work. Persons with disabilities having difficulty accessing this information should contact us at: https://info.ahrq.gov. Let us know the nature of the problem, the Web address of what you want, and your contact information.

Please go to www.ahrq.gov for current information.

Fecha: 22 de enero de 2003

El Grupo Especial de Servicios Preventivos de los Estados Unidos recomendó firmemente en el día de hoy que todas las mujeres con edades entre 21 y 65 deben examinarse regularmente para detectar el cáncer uterino, pero también indicó que algunas pueden descontinuar sin riesgos tales exámenes regulares, o hacérselos con menor frecuencia.

En el caso de las mujeres mayores de 65 años que han obtenido resultados normales en el examen citológico conocido como Pap, el Grupo Especial recomienda que los peligros concernientes a exámenes continuos, como falsas lecturas positivas y procedimientos invasivos, pudieran ser mayores que los beneficios. Con respecto a las mujeres más jóvenes que han reportado al menos dos análisis normales anuales, la institución no encontró evidencia de que la prueba anual supere en resultados a un examen realizado cada tres años. La prueba citológica, seguida de un tratamiento apropiado, puede evitar con efectividad el cáncer uterino invasivo mediante la detección de lesiones precancerosas, antes de su crecimiento y propagación.

El Grupo Especial, principal panel independiente de expertos del sector privado en prevención y cuidados primarios, está patrocinado por la Agencia para la Investigación y Calidad de los Cuidados de Salud (AHRQ). En su declaración que apareció hoy en el sitio de Internet de la AHRQ, el Grupo Especial consideró la edad de la mujer, su historia clínica, y el método de análisis utilizado. Sus recomendaciones son totalmente consistentes con las presentadas por la Sociedad del Cáncer de los Estados Unidos, y otras organizaciones relacionadas. Específicamente, el Grupo Especial:

  • Recomienda firmemente comenzar a examinar a las mujeres 3 años después de haber comenzado su actividad sexual, o a la edad de 21 años, cualesquiera de las dos situaciones se produzca primero. (Esto implica un cambio con respecto a la recomendación previa, donde se declaraba que los exámenes debían iniciarse a los 18 años). El Grupo Especial ha determinado que la prueba debe realizarse al menos cada 3 años, pero destacó que el examen anual es apropiado, hasta que la mujer tenga resultados normales al menos en dos o tres Paps consecutivos.
  • No estima recomendable examinar a mujeres de 65 años o mayores que hayan reportado exámenes recientes normales, y no corran riesgos de cáncer uterino.
  • No estima recomendable examinar a mujeres que hayan sido sometidas a una histerectomía total a causa de una condición no cancerosa.
  • Concluye que no hay evidencias suficientes para recomendar a favor o en contra del uso de nuevas tecnologías como la citología basada en líquidos, en sustitución del Pap convencional, para la detección del cáncer uterino. Las evidencias disponibles para tecnologías de análisis más modernas no indican que dichos métodos sean ligeramente más sensibles, pero sí podrían conducir a dar resultados falsamente positivos. No se ha podido esclarecer si los posibles beneficios, en caso de existir, serían suficientes como para poder justificar los costos adicionales.
  • Concluye que no hay evidencias suficientes para recomendar a favor o en contra del uso del examen de detección del papillomavirus humano como herramienta principal para detectar el cáncer uterino. En la actualidad se están realizando pruebas a fin de esclarecer el uso del examen HPV en la detección del cáncer uterino.

El cáncer uterino, décima causa de mortalidad por cáncer, está vinculada al HPV, que se adquiere generalmente mediante el contacto sexual. Los factores de riesgo en torno a este tipo de cáncer incluyen el inicio prematuro de las relaciones sexuales, la promiscuidad sexual, y la infección por parte de una cadena de alto riesgo de HPV. El Congreso de los Estados Unidos ha designado a enero como Mes de Concientización Nacional del Cáncer Uterino.

Las recomendaciones revisadas del Grupo Especial respaldan las directivas dadas a conocer recientemente por la Asociación del Cáncer de los Estados Unidos (ACS), la cual también sacó en conclusión que las mujeres mayores y las que han sido sometidas a una histerectomía total a causa de una condición no cancerosa, pueden descontinuar sus exámenes, y que la prueba menos frecuente es apropiada para mujeres de mediana edad. Asimismo, la ACS también recomienda los exámenes anuales hasta los 30 años, y después de esa edad, una vez cada 2 a 3 años. El Grupo Especial no encontró evidencia directa de que la prueba anual logre mejores resultados que la realizada cada 3 años.

"En la actualidad, la mayoría de los cánceres uterinos que se reportan en los Estados Unidos se manifiestan en mujeres que nunca se han hecho la prueba, o que no reciben seguimiento adecuado después de un resultado anormal del Pap. El mayor potencial de reducción de las muertes por cáncer uterino provendrá de esfuerzos para el mejoramiento de los exámenes y seguimiento de esas mujeres. Los médicos, hospitales y planes de salud tienen la responsabilidad de crear sistemas para identificar y examinar a mujeres con un análisis o seguimiento inadecuado", manifestó el Dr. Alfred Berg, presidente del Grupo Especial, y profesor y presidente del Departamento de Medicina Familiar de la universidad de Washington, Seattle.

El Grupo Especial realiza evaluaciones imparciales y rigurosas de toda la evidencia científica en una amplia gama de servicios preventivos. Sus recomendaciones se consideran como la regla de oro de los servicios clínicos preventivos. La institución evalúa la fuerza de las evidencias en "A" (se recomienda firmemente) "B" (se recomienda); "C" (sin recomendaciones a favor o en contra); "D" (se recomienda en contra), o "I" (evidencia insuficiente). Las recomendaciones del Grupo Especial en cuanto al examen de detección del cáncer uterino fueron de "A" en el caso de mujeres sexualmente activas con cuello de útero; "D" en el caso de mujeres mayores de 65; "D" en las mujeres sometidas a histerectomía total por causa de condiciones no cancerosas; "I" en el caso del uso rutinario de nuevas tecnologías, e "I" en el caso del examen de detección de HPV.

El Grupo Especial basó sus conclusiones en revisiones realizadas por un equipo dirigido por la Dra. Katherine E. Hartmann, del Centro de Práctica Basada en Evidencias de la AHRQ en la universidad internacional RTI de Carolina del Norte. Las recomendaciones y materiales para clínicos están disponibles en el sitio de Internet http://www.uspreventiveservicestaskforce.org/3rduspstf/cervcan/cervcanrr.htm. Para solicitar recomendaciones previas del Grupo Especial, resúmenes de la evidencia, hojas informativas de fácil lectura y materiales relacionados, llame a AHRQ Publications Clearinghouse al teléfono 800-358-9295 o envíe un mensaje electrónico a: ahrqpubs@ahrq.gov. También hay disponibilidad de información clínica suministrada por National Guideline Clearinghouse™ en el sitio http://www.guideline.gov.

Para más información acerca del cáncer uterino, puede visitar el sitio del Instituto Nacional del Cáncer: http://www.cancer.gov.

Para más información, comuníquese con AHRQ Public Affairs, (301) 427-1364: Farah Englert, (301) 427-1865 (FEnglert@ahrq.gov).


 

The information on this page is archived and provided for reference purposes only.

 

AHRQ Advancing Excellence in Health Care